LAS 3 MEJORES PATATAS BRAVAS DE BARCELONA

¿Conocéis a alguien a quién no le gusten las patatas bravas? Yo no. Y por este motivo y porque soy un auténtico BRAVALOVER, os voy a contar los lugares donde encontrar las 3 mejores patatas bravas de Barcelona. En algunos coincidiremos, en otros no, pero no deja de ser una selección según mi paladar.

¿Empezamos?

LAS 3 MEJORES PATATAS BRAVAS DE BARCELONA

BAR TOMAS

El bar Tomás de Sarrià es un mítico lugar al que solo se va a comer bravas. Supongo que en su carta habrán muchas más cosas pero yo solo he comido patatas bravas las veces que he pasado por ahí. El bar Tomás es un bar sin encanto, bullicioso y relativamente cómodo… pero da igual! Al Tomás se va a lo que se va y es a comer sus patatas bravas. Las míticas bravas del Tomás son blandas, de medidas irregulares, bien fritas y aceitosas. Su salsa es un allioli poco picante pero delicioso y con el punto perfecto de todo. Estas bravas acompañadas de una cerveza o su vermú casero son impresionantes. Hay que probarlas.

Carrer Major de Sarrià, 49, 08017 Barcelona

SR. VERMUT

En pleno eixample esquerra de Barcelona este local recupera la tradición del vermuteo tradicional y sus bravas no son una excepción. Las bravas del sr. vermut están predestinadas en convertirse en, probablemente, las mejores de la ciudad. Las patatas están perfectamente tiernas por dentro y tostaditas por fuera. La salsa es un allioli casero con el justo punto de picante y rematadas con un pimiento verde. Este allioli lleva algún ingrediente que no supimos identificar pero que lo hace único y delicioso. Magníficas.

C/ Provença, 85 Barcelona telf. 935 32 88 65

RESTAURANT LLAMBER

Visitar este restaurante es una apuesta segura para comer bien. Buenos productos, prefecto cocinado y todo esto en un lugar muy bonito y agradable. En el Restaurant Llamber encontraremos unas bravas un poco más sofisticadas que en los dos casos anteriores. Pero sofisticado no quiere decir artificial o excesivamente ‘pomposo’. Tienen dos variantes de patatas bravas. Unas son las bravas tradicionales reversionadas por ellos y la segunda y de la que os queremos hablar son:

Las ‘patatinas’ de cabrales con praliné de avellas. Si os gusta el queso de sabor fuerte y os gustan las patatas vais a alucinar con estas ‘bravas’. Las patatas son de tamaño pequeño y entero en forma de cilindro y rellenas del queso cabrales bien fundido y bien abundante. Placer máximo.

Carrer de la Fusina, 5, 08003 Barcelona telf.  933 19 62 50

Deja un comentario